YUCATÁN

Felipe Cervera acusa campaña de ataques personales

Es penoso que en un entorno de noticias que angustian e irritan a la sociedad por la pandemia que estamos viviendo, se quiera desviar la atención de otros temas que también son importantes.

Existe una intensa campaña de noticias falsas y de ataques personales basados de igual forma, en mentiras, contra un servidor.

Confirmo públicamente que son falsas. Descalifico a aquellos que se prestan a hacerlo, o que obligados por intereses económicos, tienen que obedecer a quienes han decidido emprender esta campaña en mi contra.

¿Quién está detrás de la campaña? Se deduce que la orquestan quienes se sienten agraviados por decisiones colegiadas del Congreso del Estado.

Aparentemente, alguien decidió que la autorización del Congreso al Gobierno Estatal para endeudar aún más a Yucatán por mil 728 millones de pesos, recae sólo en mi persona.

Lo anterior, además de carecer de razón y lógica, confirma el desprecio que algunos jugadores de la política local muestran por el Congreso.

Pareciera que consideran poca cosa a los 24 diputados restantes de la LXII Legislatura.

Es un insulto a 25 diputados, a la división de poderes y a reconocer al Congreso Estatal como contrapeso del Poder Ejecutivo.

La descalificación es la salida fácil cuando no se tienen argumentos. Hoy se requiere de ideas no de insultos para enfrentar esta situación.

Como cada diputada y diputado ha tenido la oportunidad de hacerlo, he expuesto mis razones y posición respecto a triplicar la deuda de Yucatán en los primeros 18 meses de esta administración.

Me he expresado en contra de la opacidad con la que el Gobierno estatal está operando en el uso de anteriores préstamos y he denunciado que se pretende poner en entredicho la viabilidad financiera de nuestro Estado.

Estoy a favor de la reactivación económica, de generar empleos para todos los sectores y apoyar de inmediato a quienes son afectados por las medidas que adoptó el gobierno estatal.

Nunca estaré de acuerdo con el engaño, la simulación ni con lucrar con la necesidad del pueblo.

Mantengo mi dicho y la razón lo sostiene. Defenderé lo que considero razonable y de mayor beneficio para Yucatán.

En el Congreso del Estado cada diputado cuenta con un solo voto, y el mío está definido.

To Top